Elementos del tangram

El Tangram es un juego chino muy antiguo, consistente en formar siluetas de figuras con las siete piezas dadas sin solaparlas.  No solo es un juego de entretenimiento si no que impulsa la imaginación y otras áreas cognitivas. Conviértete en con tu elementos del tangram ideal.

Elementos del tangram con mejores valoraciones

Hoy en día, el Tangram se utiliza como diversión, en psicología, en educación física, en diseño, en filosofía y especialmente en pedagogía.

El Tangram se compone de 7 piezas geométricas denominadas tans.

Comparamos los mejores tangram

Bestseller No. 2
Tangram DOUBLE – A partir de 6 años para 1 a 2 jugadores, cabeza de madera maciza conforme a las normas CE. Difdificultad 2/6 marca francesa Le Délirant, un puzle con más de 64 figuras para realizar
  • A partir de 6 años, dificultad 2/6 para 1 a 2 jugadores
  • Más de 64 figuras para elaborar, tarjetas con modelo en la parte delantera y solución en el reverso.
  • Tamaño: 19 x 12 x 4 cm.
  • Ecológico, fabricado en madera maciza de acacia propinqua, conforme a las normas CE, marca francesa LEDELIRANT. Reforestación en asociación con PUR-PROJET.
  • Caja de madera con cierre para llevarla a cualquier lugar incluso de viaje.
Bestseller No. 3
SODIAL(R)(R) Tangram geometria de los juguetes educativos de colores para infantil
  • Condicion: A estrenar, Material: Madera
  • Tamano: 11,5x11,5x1cm
  • 7 Tangram inteligente es un rompecabezas clasico y tambien bien conocido
  • Cuando creas que el hueso equipamiento del rompecabezas
  • Bueno para los ninos de 3 anos de edad
Bestseller No. 4
Goki- Juego de Puzzle, Kubus, Multicolor (Gollnest & Kiesel 58649.0)
  • 4 cubos con caras distintas y 26 tarjetas con distintas composiciones
  • Saca una tarjeta y coloca los cubos de manera que te quede el diseño de la tarjeta
  • Fabricado en madera

Diviértete jugando solo o en compañía con tangram

Los rompecabezas no solo son un juego de diversión, sino además aumentan las capacidades y habilidades de la gente que lo hacen. Con la llegada del muestreo y la disponibilidad de ordenadores personales, los collages digitales se volvieron recurrentes a partir de la década de 1990. Es útil de cara al desarrollo de la capacidad de distinguir entre la figura y el fondo, la distancia entre objetos y la hondura. Es, por consiguiente, un buen “entrenador” de esta habilidad aparente.